No voy a ser la princesa que espera a su principe

Imagen

Hasta aquí la niña buena, sumisa, que se calla para no herir o molestar, para que nadie se enfade. 
Estoy cansada de que siempre me digan lo que molesta de mí sin importar si me va a doler o no y que para una vez que lo hago yo, la gente no se olvide.
Estoy cansada de mi forma de ser, de no hacer algo mirando por otras personas y no por mi. A partir de ahora voy a mirar por lo que quiero, por como lo quiero y cuando lo quiero. No quiero convertirme en ese prototipo de mujer que calla y sede, que no puede opinar, que no puede hablar, que solo se limita a hacer feliz a los que la rodean. 
No quiero  ser esa princesa que espera a que su principe azul venga, la rescate y la haga feliz. Quiero ser esa Caperucita roja que se come al lobo, que es feliz por si misma, que cuando quiere algo va y lo consigue.
Quiero hacer feliz a las personas que yo quiera, cuando yo quiera y de la manera que yo quiera, no tengo obligaciones con nadie, así como nadie las tiene conmigo.
Tengo bastante claro lo que quiero y lo que no. Y lo que no quiero es llorar hasta quedarme dormida, no quiero irme a la cama ni enfadada ni nerviosa, no quiero que me den ataques de ansiedad, no quiero que se me infravalore, quiero que se me trate como lo que soy, una persona que tambien opina, que razona, que tiene vida propia y no tiene porque acatar las ordenes de nadie.

Sin categoría

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s